jueves, 18 de octubre de 2012

Canción de la experiencia del peyote

Allá fui en la escalera azul del cielo.
Allá fui donde las rosas florecen, donde las rosas hablan.
No oí nada. Nada oí. Silencio.
Fui allá donde las rosas cantan,
donde los dioses aparecen en la escalera azul del cielo.
Pero no oí nada. Nada oí.
Silencio, silencio.
Quién sabe por qué los cerros se pararon allá en Wirikuta.
Quién sabe por qué los cerros hablan allá en Wirikuta.

-Ómnibus de poesía mexicana. Presentación, compilación y notas de Gabriel Zaid-

No hay comentarios.:

Publicar un comentario